¡lluvia de millones!

foto: pedro tipula

Proyectos de titulación apuestan por articulación estatal para garantizar seguridad territorial de comunidades

Publicado: 2017-12-15

El "Diálogo Intercultural: Balances y Retos sobre los Proyectos de Titulación de Tierras Comunales", realizado el pasado 13 de diciembre, permitió visibilizar los retos y avances en cuanto a los proyectos de titulación de las tierras y territorios de las comunidades campesinas y nativas del Perú. Gracias a la participación del ente rector del saneamiento físico legal de tierras y territorios de las comunidades nativas y campesinas del país, la Dirección General de Saneamiento de la Propiedad Agraria y Catastro Rural (DIGESPACR), además de cuatro proyectos relacionados a la titulación comunal, se comprobó que, a pesar de los avances, aún falta que se incluya el tema de titulación colectiva en la agenda política y más apoyo técnico en la materia. 

El evento fue organizado por el Pacto de Unidad de los Pueblos Indígenas, el Colectivo Territorios Seguros para las Comunidades del Perú y la Plataforma para la Gobernanza Responsable de la Tierra.

Las instituciones participantes coincidieron que aún existen retos como generar interés de los gobiernos regionales en los procesos de titulación y articular los proyectos de titulación para evitar duplicidad y superposición de acciones, entre otros. Por ello, es importante visibilizar las acciones y metas de cada entidad y la DIGESPACR debe de cumplir un rol importante en ese trabajo.

En este sentido, la DIGESPACR del Ministerio de Agricultura y Riego, ente rector en materia de titulación, ha promovido diversas normas y resoluciones ministeriales necesarias para que los gobiernos regionales puedan promover proyectos de titulación, su director Ronald Salazar Chávez, mencionó diversas normas que se han actualizado, por otro lado se ha ido uniformizando los criterios con el objetivo de agilizar los procesos de titulación colectiva.

DR. RONALD SALAZAR CHAVEZ

Por su parte, las metas del Proyecto Declaración Conjunta de Intenciones que está a cargo del Programa Nacional de Conservación de Bosques del MINAM, se encaminan a “incrementar en por lo menos 5 millones de hectáreas la regularización de tierras indígenas, específicamente de las comunidades nativas” siendo su papel ahora invertir en la optimización de los procesos de titulación que se implementarán a partir de 10 proyectos de titulación, explica Mayu Velasco, coordinador de dicha institución. Para lograr esta meta, se requiere de la complementariedad con los gobiernos regionales, apoyar la implementación del catastro de comunidades nativas y utilizar un mecanismo transparente de titulación, como un incentivo que apuntale a fondos de cooperación para mejorar las prácticas en los gobiernos regionales.

Además de los proyectos de titulación del Estado, existen proyectos diseñados e implementados por las propias organizaciones indígenas, como es el caso del Mecanismo Dedicado Saweto-WWF. Entre las metas del proyecto están reconocer 310 y titular 130 comunidades nativas. Asimismo, existen proyectos financiados por la cooperación internacional, como Proyecto ProTierras Comunales de GIZ, encargado del apoyo técnico en la coordinación de los proyectos de titulación del MINAGRI, entre otros objetivos.

Respecto a la importancia de la participación indígena con mecanismos claros en estos procesos, la congresista Tania Pariona señaló que “no solo se trata de tener el papel de titularidad, sino de cómo se gestiona el territorio y cómo se fomenta la gobernanza participativa para garantizar la sobrevivencia digna de los pueblos”.

Congresista tania pariona

Por otra parte, la mayoría de las instituciones coincidieron en que se debe promover y visibilizar la participación de la mujer en la toma de decisiones de los territorios comunales. “Las mujeres cultural y ancestralmente son las depositarias del conocimiento de territorio en Amazonía y Andes, y su papel no se puede resumir en la presencia física, sino en cómo ellas se expresan ante la degradación de su territorio.”, afirma Tania Pariona.

Ante este panorama, se evidencia que hay una base importante para los proyectos de titulación. Sin embargo, es importante garantizar la sostenibilidad y crear más proyectos para la titulación de comunidades campesinas. “Faltan más de 2000 comunidades campesinas por titular, el PTRT3 tiene una meta de titular 190, pero no es ni el 10%. Si solo se contempla este porcentaje, ¿cómo vamos a asegurar la titulación del otro 90%?”, explica Richard C. Smith, director ejecutivo del Instituto del Bien Común.


Escrito por


Publicado en